Aquí se puede votar por el cambio, no por candidato político alguno, ¡mucho ojo!

Que no se duerman en  sus laureles, los que tan seguros se creen estar, políticamente hablando. ¡Aquí se pueden dar algunas sorpresas algo inesperadas en mayo del 2016! Y es que, la gente está cansada ya de lo mismo; de ver que las cosas siempre van de mal a peor en todos los sentidos, y el pueblo despreciado, aguantando abajo, como burro de carga cada vez más.

Aunque algunos osados piensan que los dominicanos no tienen memoria, a veces  retoman esa facultad, y reaccionan de forma retaliatoria.  ¡Saben dar votos de castigo, cuando los entienden merecidos!

Precedentes los hay entre nosotros, ¡que nadie se pierda! Por más imagen pública favorable que mercadológicamente se le haya creado a alguien, y por recursos económicos suficientes de que se disponga para intentar comprar adeptos, los objetivos a la larga se pueden ver truncados. En Dominicana, no son pocos los que saben “coger la fundita y voltear la carita”, para no ver quién se la dio.

Demostrado está hasta la saciedad, “que hasta la belleza cansa”, como reza un refrán popular, cuyo mensaje aleccionador es muy cierto. Por ingenua o estúpida que se pueda considerar una población, hay mucha gente pensando ya aquí, respecto del caso particular nuestro, en la pendiente resbaladiza a que todos estos políticos corruptos y antinacionalistas regentes, han conducido el país durante los últimos años.

Que está pensando ésa, en lo que podría sobrevenirle a esta nación en un futuro muy próximo, de continuar las cosas como van: corrupción alarmante, endeudamiento hasta la coronilla,  una tasa  de cambio especulativa y acomodada a determinados intereses económicos y políticos, de alrededor del RD$50 por US$1.00. Esa fue una de las razones principales que se llevó de encuentro el gobierno de Hipólito Mejía,  e hizo fracasar sus tozudas aspiraciones reeleccionistas inmediatas.  ¡Qué lo recuerden bien!

Se está fijando además, en la hipoteca clara del país, sin exceptuar su soberanía, no observándose reparo alguno; desconociendo por completo incluso las seudos autoridades nacionales envueltas, con qué se van a pagar después los empréstitos concertados; sufriendo la sociedad los efectos de una delincuencia y criminalidad, implacables; una inflación insostenible, como la escasez de servicios públicos básicos imprescindibles.  Y, en adición,  están, las demagogias y farsas de estilo a granel, entre otras cosas

Hablándole mentiras a una nación hastiada en grado sumo, es poco lo que se puede conseguir; y, tratando de entretenerla con un crecimiento económico que se entiende falso a todas luces;  paliativos de momentos a los que se recurre, y la adopción de medidas salomónicas, etc. Esas son cosas, que nada más van creando las bases para el derrumbe de cualquier entramado político, por sólido que sea. Eso puede ocurrir en este país, ¡qué nadie se sorprenda!

Cuando uno conversa de tú a tú con otras personas, sin importar la clase social a que pertenezca, se advierte que subyace en el  seno de la población, una intención de cambios; que hay en mente un “voto de castigo que acecha”; que se procurará hollar nuevos caminos políticos entre los dominicanos, en pos de enmendar el futuro incierto que se prevé, por los daños nacionales hasta ahora provocados con las actuaciones desaprensivas de los mandantes últimos entre nosotros.

El que se proceda a votar por un cambio, entendido ya necesario, independientemente del candidato que sea, o la parcela política a que corresponda, no resultaría nada extraño en estos momentos, debido a las situaciones de crisis económica, política  y social en que ha venido viviendo Dominicana desde hace algún tiempo.

¡A reflexionar los que aspiran,  estén en el poder o no!

Rolando Fernández

Anuncio publicitario

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: